Paper: Análisis de las desinformaciones del referéndum del 1 de octubre detectadas por Maldito Bulo

1-O-_Referendum_1_de_octubre-Cataluna-fake-news
Autores

Óscar Coromina
Profesor asociado
Universidad Autónoma de Barcelona
orcid.org/0000-0002-6306-4154
Adrián Padilla
Técnico superior de apoyo a la investigación
Universidad Autónoma de Barcelona
orcid.org/0000-0001-7668-1322

Articulo completo: ESP / CAT / ENG
Link a la revista completa: Quaderns del Cac Nº44

Resumen
Este artículo toma los hechos sucedidos en torno al referéndum de independencia de Cataluña del día 1 de octubre de 2017 como referencia para realizar un análisis sobre el uso de la desinformación en un contexto de contencioso político y un escenario de alta polarización como parte de una narrativa estratégica. A partir de una propuesta metodológica de análisis, y aplicándola a las desinformaciones contrastadas por el fact-checker Maldito Bulo, hemos constatado que la desinformación tiene por objetivo el descrédito de los actores implicados, la amplificación de los hechos o bien la búsqueda de adhesiones a los diferentes argumentarios, y que el formato de la desinformación es un elemento clave en su grado de difusión, así como la dificultad para determinar con exactitud el impacto de dicha desinformación.

Palabras clave: Posverdad, fake news, desinformación, narrativas estratégicas, fact-checking.

ENG
Abstract
This article takes the events around the referendum for the Independence of Catalonia, which took place on 1 October 2017, as a reference to carry out an analysis on the use of disinformation within a context of political conflict and a highly polarised scenario, as part of a strategic narrative. Based on a proposed analytical methodology, and applying this to the disinformation verified by the fact-checker Maldito Bulo, we have noted that the aim of this disinformation is to discredit the people involved, to magnify facts and boost support for the different positions, that the format of this disinformation is a key element regarding its degree of dissemination, and the difficulties faced when determining the precise impact of such disinformation.

Keywords: Post-truth, fake news, disinformation, strategic narratives, factchecking

¿Se puede limitar la difusión de contenidos en Internet?

"Las cloacas de Interior", de Jaume Roures

«Las cloacas de Interior», de Jaume Roures

Tras la emisión del documental “Las cloacas de Interior”, Youtube era un hervidero. Por un lado, algunos usuarios subían el documental a esta plataforma de vídeo en un intento de liberar el contenido y hacerlo llegar a todo aquel que no lo había podido ver en horario de emisión. Por otro, unos pocos usuarios solicitaban el bloqueo del contenido por violación de los derechos de autor y de emisión. Tan pronto como se clausuraba un vídeo, otro usuario lo volvía a subir, y así durante todo el día.

Este documental, producido por Mediapro, fue emitido por IB3 (Radiotelevisió de les Illes Balears) y TV3 (Televisió de Catalunya), y los derechos de emisión se limitaron a estas dos comunidades autónomas. Debido a la expectación y la polémica que despertó, muchos ciudadanos del resto del Estado y extranjero querían verlo, pero era imposible. Cualquier intento de liberar el contenido era censurado, y las plataformas de contenidos a la carta de TV3 e IB3 informaban de la imposibilidad de reproducir el contenido en direcciones IP localizadas fuera del ámbito de los derechos de emisión. Las quejas y la indignación llegaron a las redes sociales.

¿Tiene sentido intentar limitar el acceso a un contenido en Internet?

En plena era digital nos encontramos en una situación extraña: usuarios que desean consumir un contenido, pero les resulta imposible, porque el autor y propietario del contenido no permite su difusión. Esto plantea dos cuestiones.

La primera es puramente superficial y tiene que ver con la esencia de Internet: ¿Se pueden poner puertas al campo? (odio esta frase, aunque ha hecho fortuna). La respuesta la sabemos todos, rotundamente no. Del mismo modo que no se puede acabar con la piratería y el tráfico de contenidos entre particulares, es imposible parar o frenar la difusión de un archivo de vídeo.

La otra pregunta es algo más profunda: ¿Deben primar los derechos de autor/emisión por encima del acceso a la información? La información es esa unidad básica que, en democracia, permite a los ciudadanos ejercer la toma de decisiones. ¿Es legal dificultar el visionado de un documental que puede cambiar la percepción de la opinión pública? ¿Es legítimo poner trabas a la difusión de una información de actualidad? “Legal” no es lo mismo que “legítimo”.

La respuesta a todo lo anterior, es no. Por eso Mediapro ha firmado un acuerdo para ampliar los derechos de emisión digital a todo el planeta. Por eso se ha decidido emitir el documental en abierto por GolTV para toda España, y por eso lo han colgado en su canal de Youtube, donde se puede ver sin limitación alguna. En efecto, parece que Mediapro ha entendido (por fin) que es imposible luchar contra los nuevos modelos de consumo impuestos por la era digital. Parece que, en vez de «poner puertas al campo», han intentado demolerlas. Y, evidentemente, también se trata de una maniobra de markeitng en la que Mediapro se cuelga una medalla como garante de los derechos de los ciudadanos y las libertades democráticas.

Nota:
El artículo 35 de ley de derechos de autor (1/1996, de 12 de abril) dice:
1. Cualquier obra susceptible de ser vista u oída con ocasión de informaciones sobre acontecimientos de la actualidad puede ser reproducida, distribuida y comunicada públicamente, si bien sólo en la medida que lo justifique dicha finalidad informativa.

Mejora el rendimiento de tu web: optimizar imágenes y caché del navegador (mini tutorial)

Si quieres mejorar el rendimiento de tu página web, uno de los puntos más importantes es optimizar las imágenes. En este mini tutorial vamos a trabajar dos cosas: la optimización de la propia imagen para que pese lo menos posible, y la optimización de la entrega de esta imagen en una web, de modo que no suponga un lastre para la velocidad de carga del sitio.

[toc]

Notas previas

A día de hoy todavía hay mochos sitios web que siguen sin optimizar imágenes. Es curioso porque, de algún modo, todos sabemos que las imágenes deben pesar lo mínimo posible. Tener una imagen pesada no solo es molesto para el usuario, aumentando el tiempo de carga, sino que supone un importante lastre al posicionamiento. Me explico.

Una página web con unas imágenes muy pesadas cuesta más dinero. Así de simple. Actualmente, un enorme volumen de búsquedas y consultas se realizan desde dispositivos móviles, eso significa que muchos usuarios usan sus tarifas de datos para navegar. Tarifas que, por lo menos en España, están limitadas a cierta cantidad de MB o GB de transferencia mensuales. Una web que tiene unos recursos pesados, consume más KB de tarifa y, por lo tanto, cuesta más dinero al usuario. Google siempre apoya al usuario y, por lo tanto, penalizará los sitios web que consumen muchos recursos de forma innecesaria.

Desde hace algunos años, Google penaliza de forma automática todas las webs que no están optimizadas. De modo que los sitios web con poco rendimiento aparecerán al final de la lista de resultados de búsqueda, por muy buenos que sean sus contenidos. Personalmente, me parece genial.

Vamos al lío

Optimizar imágenes pera mejorar rendimiento web

Personalmente, tengo dos maneras de hacerlo. La primera es la más común: al procesar una imagen con Photohop, guárdala con la opción “guardar para web y dispositivos». Con esta herramienta podemos ajustar el peso de la imagen y previsualizar la calidad de la imagen optimizada. También se puede modificar el tamaño final. No hace falta cargar una imagen de 3000px cuando la vamos a ver una pantalla pequeña.

optimizrar imagenes 1

optimizrar imagenes 2

La otra opción es pasar por la página web que deseamos optimizar por un test de rendimiento de Google: PageSpeed Insights. Google detectará las imágenes que pueden ser mejoradas, y te ofrecerá la opción de descargar la imagen optimizada. Una vez descargues el paquete, debes substituir las imágenes optimizadas por las que tienes subidas en tu servidor. Esta opción es la más sencilla, pero implica un trabajo de optimización posterior. Siempre es mejor lanzar un sitio web optimizado desde el principio.

pagespeed1

La optimización de la entrega de estos recursos: caché de imágenes

Si tus usuarios acuden a tu web de forma reiterada, una buena opción es permitir que las imágenes se guarden en la caché del navegador. De este modo, para los usuarios que regresan, la visita es mucho más ligera y rápida.

Para permitir que los navegadores conserven las imágenes en caché, debemos crear una regla que así lo indique. A mi me gusta indicar esto en el archivo .htaccess del sitio web. Para la caducidad de la caché de las imágenes uso unas líneas como estas.


ExpiresActive On
ExpiresDefault A3600

ExpiresDefault "access plus 7 day"

Lo que hacen estas líneas, es indicar al cliente (el navegador) la duración o persistencia de un recurso. Cuando se supera el tiempo indicado, el recurso expira y, en la próxima consulta a la web, volverá a pedir la imagen.

Prueba de rendimiento

Os dejo unas pruebas de rendimiento hechos con PageSpeed de Google y con PingdomTools.

Sin optimizar

imagen-optimizada-3

imagen-optimizada-4

Optimizada

imagen-optimizada-1

imagen-optimizada-3

Como podéis observar, en mi caso no ha supuesto una diferencia “brutal», pero es un pequeño paso más para tener una página ligera y optimizada.